A la hora de publicar contenido de vídeo online, es importante conocer los formatos y códecs más apropiados. Las plataformas de vídeo que proporcionan servicios de live streaming suelen trabajar de forma habitual con ciertos códecs y formatos, tanto de vídeo como de audio. 

En la siguiente presentación interactiva, explicamos los dos formatos de vídeos más representativos, así como sus características y aplicaciones que hacen uso de ellos.

 



 

H.264 y VP8 están siendo sustituidos por códecs más eficientes como son H.265 y VP9 respectivamente. Estos códecs reducen a la mitad el ancho de banda necesario, con lo que son óptimos para su uso con contenidos 4K y 8K. De hecho, H.264 soporta una resolución máxima de 4K y 60 fps, frente a los 8K y 300 fps de H.265. Como alternativa open source a H.265, tenemos el códec VP9. Éste ha tenido muy buena aceptación gracias a que Youtube ha conseguido disminuir el ancho de banda utilizado, y empresas como Netflix lo utilizan para sus streaming.

Pese a la popularidad de VP9, Google comenzó el desarrollo de VP10, sin llegar a concluir el proyecto. En el año 2015, se fundó la organización Alliance for Open Media, de la que ya hemos hablado. Esta alianza desarrolla el códec libre AV1 que trabaja junto al contenedor WebM y al formato de audio Opus para HTML5 y el protocolo WebRTC. Este códec ya se está poniendo a prueba en Youtube y, como ya hemos explicado en este artículo (¿Por qué debes comenzar a usar el códec AV1?), pensamos que supondrá la estandarización del sector y una mejora incuestionable en la codificación de vídeo.

Referencias:

Licenciado en Comunicación Audiovisual, Máster en Edición y Postproducción de Vídeo Digital y Máster Universitario en Aplicaciones Multimedia. Creación y producción de contenido en la US, docente en el Grado de Multimedia de la UOC y miembro del equipo coordinador de Medios Audiovisuales de la Universidad de Sevilla.

Si te ha gustado esta publicación, ¡compártela! 😉

Deja un comentario